Una Piscina por Arriba de su Capacidad

April 16, 2021
/

El siguiente artículo habla de una historia real, tal y como la recuerdo. No es como si pudiera olvidar esa terrible experiencia...

 

"Solia ser peor?!"

En mayo del 2011, me fui a vivir a Charlotte con todo lo que tenía, muy bien empacado en la cama de mi troca F-150. Llegue con un dia de anticipacion para el UltraSwim en Charlotte... la primera competencia en el próximo capítulo de mi carrera como nadador. Solo pensar en ese tiempo en mi vida, me hace sonreír, y nunca lo olvidaré. Recuerdo un par de cosas de esa competencia en específico. Nade no del todo mal para ser una competencia en temporada, pero mas importante, experimente la peor calidad de aire en una piscina de mi vida. Y no lo digo por dramático, porque ya había tenido un ataque de asma durante una competencia en otra piscina allá por el 2009. Esta piscina estaba mucho peor, lo bueno fue que tuve la oportunidad de salirme al estacionamiento por aire fresco cuando lo necesitaba. Estaba tan mal, que había más gente afuera agarrando aire fresco, que dentro en la competencia. 

La piscina de calentamiento estaba turbia como leche, el agua se veía grasosa y aceitosa, y el aire era básicamente tóxico. Mis ojos y garganta me ardían. Todos estaban teniendo una experiencia terrible, incluyendo los entrenadores. 

Esa pequeña piscina de entrenamiento de 90,000 galones, de cuatro carriles y 3 pies de profundidad era la piscina principal de calentamiento. La competencia contó con cerca de 850 nadadores, desde clasificatorios regionales hasta el propio Michael Phelps. Se rumorea que el año anterior, Phelps se negó a regresar a menos que mejoraran el aire en la piscina de calentamiento. Y fue cuando se introdujo el Paddock Evacuator. El único problema fue que no estaba instalado en el lugar correcto, por lo que el aire seguía siendo de mala calidad.

Afuera, en el estacionamiento, estaba platicando con mis compañeros nadadores, totalmente desconocidos en ese momento, acerca de la situación. Uno de ellos me comentó que solía ser peor en los años anteriores. "¿Estás bromeando? ¿Solía ​​ser peor que esto?!", le dije. Evidentemente sí.

Relacionado: Manejo de residuos orgánicos y carbono (Pilar 2)

Después de unos años

warmup pool at ultra swim
Esta es la piscina de calentamiento Ultraswim en 2013. Cuando dije que se llena, lo decía en serio.

Después de un tiempo los nadadores tuvieron la oportunidad de disfrutar la competencia ya que el Evacuator fue movido a la ubicación correcta y estaba funcionando de la mejor manera. Sin embargo, el agua estaba lejos de tener buena calidad... los niveles de cloro demasiado altos para tratar de contrarrestar a la gran cantidad de nadadores solo empeoro las cosas. El agua estaba tan turbia que no se alcanzaba a ver el fondo de la piscina, apenas a metro y medio. Para el utimo dia, ni siquiera podía ver mis manos mientras nadaba. 

No hace falta decirlo, esta piscina tenía una muy mala reputación por siempre sobresaturarse, una terrible calidad del agua y del aire, año tras año. 

 

El regreso del semi-retirado

Un par de años después regrese a la misma competencia. Durante ese tiempo recientemente me había cambiado a virginia, pero estaba de regreso en Charlotte para intentar hacer un tiempo para los juegos olímpicos del 2016 en los 50 metros estilo libre. Cuando llegué, fui a calentarme en la piscina de 50 metros. El agua estaba decentemente clara en ese momento, aunque no podía completamente la pared a través de la piscina. Cuando la sesión final estaba a punto de comenzar, todos tuvimos que dejar la piscina de competencia para que Katie Ledecky pudiera batir otro récord. Así que me mudé a la temida piscina de calentamiento de 4 carriles.

Fue lo más extraño... no solo la calidad del aire era decente, el agua estaba clara. Increíblemente clara.

El agua también se sentía diferente ... se sentía como el agua en la Universidad de Queens al final del carril. Orenda trató la piscina de Queens, pero nunca aprecié la diferencia que hacían las enzimas. Tienen un gran equipo de natación, pero nunca han tenido la cantidad de bañistas de 850 nadadores que tenía esta pequeña piscina. Me di cuenta de que estaba sumergido hasta la cintura en un experimento de ciencia líquida: enzimas frente a una carga de 850 nadadores competitivos. les puedo garantizar que muchos de ellos orinaron en esa piscina.

Piscina sin enzimas en la parte superior, misma piscina con enzimas en la parte de abajo

Me abrió los ojos

Pensé que sabía lo que las enzimas de Orenda podían hacer con la calidad del agua, habiendo trabajado para Paddock Evacuator. Los promocionamos como parte del paquete Evacuator, porque una limpieza profunda de una piscina y su sistema ayuda a los operadores de la piscina a mantener una buena calidad del agua. Pero hasta que estuve en esa piscina de calentamiento, me di cuenta que no entendía completamente el poder de estas enzimas.

Terminé mi rutina de calentamiento y me dirigí a la tienda del patrocinador. Haroldy Monica de Orenda estaban allí. Esto confirmó lo que habia asumido, pero me acerqué a Harold para preguntarle de todos modos.

"¿Está tratando la piscina de calentamiento con enzimas?" Yo pregunté.

"¿Por qué preguntas?" Harold respondió, sonriendo.

"Porque está claro. Se siente diferente. Es mejor que nunca, y he estado nadando en esta competencia durante años".

Nuestra conversación creció. Resulta que Orenda también quería tratar la piscina de competencia, pero el personal no permitió que esto sucediera. Mejor así, pensé. Ya que se puede mostrar un contraste significativo entre los dos cuerpos de agua.

El ultimo dia de la competencia

Por lo general, tanto la calidad del agua como la del aire eran horribles en el último día de competencia. Yo personalmente usé la piscina de calentamiento al menos seis veces diferentes, y solo estaba compitiendo en un evento (dos, si se cuentan las preliminares y las finales). Imagínese cuántas veces los otros nadadores se metieron a nadar...

Gracias al Evacuator, la calidad del aire se mantuvo bastante bien durante toda la competencia... pero la claridad del agua en la piscina de competición de 50 metros fue empeorando en comparación a la piscina de calentamiento que se mantuvo casi tan clara como el primer dia. Fue algo impresionante de observar. 

Sí, aunque el agua se puso un poco turbia, aún podía ver de pared a pared y eso son 25 yardas. Comparado con años pasados, cuando no podía ver ni mis propias manos, era obvio. A partir de esa competencia me convertí en un creyente del poder del tratamiento de agua con enzimas. No necesitamos ciencia compleja para comprender qué hacen las enzimas. Las enzimas descomponen los desechos de los bañistas y los sacan del agua. Los compuestos orgánicos no vivos son la mayor parte de la demanda de oxidantes del cloro, sin embargo, el cloro no está diseñado para manejar una gran cantidad de oxidante. 850 nadadores, ¿nadando consecutivamente durante todo el dia? Es una locura. El cloro nunca podrá soportar tanta cantidad de usuarios... pero las enzimas sí.

Después de experimentarlo de manera personal, usaría estas enzimas contra cualquier carga de usuarios en la piscina. Entonces, si está buscando una forma de limpiar una piscina rápidamente, considere las enzimas CV-600.

Suscribirse a notificaciones por email

Artículos Recientes