Acerca de la Calidad del Aire en Piscinas Interiores (Parte 1)

December 15, 2020
/

Los problemas de calidad del aire en piscinas interiores suelen relacionarse con problemas de cloraminas. Las cloraminas en el aire son inevitables, y le es difícil al operador lidiar con ellas. Se necesita un esfuerzo coordinado tanto del lado del agua como del lado del aire para que se produzca una calidad de aire interior saludable. Este artículo es la primera parte de la explicación del problema.

CDC on IAQ

La historia de los problemas de calidad del aire

La calidad del aire interior (IAQ por sus siglas en inglés) en la piscina ha sido un fuerte problema durante décadas, pero tuvo en punto remarcable alrededor del 2009. Los científicos y expertos del deporte empezaron a opinar de manera significativa y a recalcar que era un problema que necesitaba atención. Pronto se involucró el Centro para el Control de Enfermedades (CDC) de EE. UU y al corto tiempo la Conferencia Mundial de Salud Acuática cubrió el tema. Casi al mismo tiempo, the National Swimming Pool Foundation (NSPF) comenzó a tomar el tema con más seriedad. El Modelo de Código de Salud Acuática (MAHC) presentó recomendaciones para duplicar e incluso triplicar el código ASHRAE para la cantidad de aire exterior. Mientras tanto, hay un gran volumen de personas que disfrutan de la natación como manera profesional y recreativa.

La calidad del aire en las piscinas cubiertas era el tema candente en la industria, y necesitaba ser reparado… aparentemente sin importar el costo. Desde entonces, según la USA Swimming,

“Actualmente, más de la mitad de las llamadas de asistencia para el Departamento de Desarrollo de Instalaciones tienen que ver con la mala calidad del aire”.

A medida que se incrementó la atención con respecto al tema y se invirtieron en tecnologías como la del Evacuator de Paddock, quedó claro que los problemas de la calidad del aire no eran algo que pudiera ser resuelto sólo mediante la química del agua; fue necesaria la ayuda de la industria de los sistemas de ventilación o HVAC. En este artículo de dos partes, le denominaremos a este acontecimiento como "la alianza". Por qué la alianza? Porque antes de que las dos industrias se convirtieran en un equipo, pasaba lo siguiente: A) no se relacionaban, o B) se culpaban mutuamente cuando surgían los problemas relacionados con la calidad del aire. En ambas situaciones, los propietarios y operadores de la piscina y, lo que es más importante, los clientes, se vieron afectados.

Las dos partes de este artículo explican diferentes temas. La parte 1 explicará los dos lados del problema y, en la parte 2, las soluciones.

La postura de la industria acuática con los problemas de calidad del aire 

Fácil y sencillo, cuando la mala calidad del aire empezó a ser problema relevante, los operadores estudiaron primeramente las lecturas químicas y sus sistemas de filtración... las cosas que podían controlar. Y cuando estos factores parecían estar equilibrados y el problema seguía siendo concurrente, la culpa tenía que estar en el aire no? (los técnicos de servicio del HVAC, ingenieros mecánicos, etc.). Después de todo, si la química era correcta y todos los sistemas funcionaban correctamente, era difícil de creer que el problema surgiera del agua.

Bueno... no, no exactamente. Antes de la alianza entre el personal del tratamiento del agua y del personal de los sistemas HVAC, podemos escenificar la siguiente situación la cual le puede sonar muy familiar:

Los salvavidas se quejan de que se están enfermando. Los entrenadores de natación se quejan de que sus alumnos están tosiendo a todo pulmón y sus narices y ojos están irritados. Es miserable estar en el ambiente de la piscina y prácticamente todos los componentes de metal se están oxidando. El natatorio tiene un abrumador "olor a piscina" que quema la nariz y seca la garganta. Después de sólo unos minutos de estar allí, uno puede adaptarse... pero después de un tiempo, se lleva a casa los síntomas de la mala calidad del aire interior.

Todos estan culpando al operador y la mala química del agua. Verifica sus lecturas. Luego, los revisa nuevamente desde una parte diferente de la piscina... tal vez su muestra de agua tenía fallas. Pero no... su química esta perfectamente equilibrada, su sistema de filtración está funcionando bien y la luz ultravioleta está encendida. Sin embargo, la calidad del aire sigue siendo terrible. Y empeora cuando todo el equipo de natación entra y entrena durante dos horas. Y ni siquiera hablemos de la gran competencia de más de 500 nadadores que se viene en el fin de semana.

Está haciendo todo lo posible para mantener el cloro combinado por debajo de 0,2 ppm, y algunos días se logra, pero otros no. El choque de piscina ya no parece funcionar, porque se hace muy seguido, y también se lavan los filtros a contracorriente. Por qué la calidad del aire es tan mala? Debe ser el sistema de ventilación o HVAC. Así que se hace lo más sensato en esta situación: abrir las puertas para dejar entrar el aire exterior.

Le suena familiar? Pues esto ocurre tan seguido!. Aunque es cierto que los subproductos de los desinfectantes en el aire (DBP) provienen de la piscina, no es necesariamente el sistema HVAC el que le falla. Puede haber varios problemas. Lo mejor que puede hacer es continuar haciendo su mejor esfuerzo y llamar la atención del propietario acerca del problema.

La postura de la industria de ventilación

fan in door

Cuando las piscinas interiores están en etapa de diseño, hay varias personas fundamentales durante el proceso. Todos trabajan bajo la supervisión del Arquitecto (AE), que forma su equipo de ingenieros: civiles, estructurales, eléctricos, mecánicos, etc., además del diseñador/consultor de piscinas. Dado que las piscinas cubiertas no son un proyecto de construcción muy común para estos diseñadores, tener un experto en piscinas les permite concentrarse en lo que hacen mejor.

El ingeniero mecánico (MEP) es el diseñador del sistema de ventilación HVAC y sigue las órdenes directamente del arquitecto AE. Antes de que existiera la alianza, casi nunca existía la comunicación entre ingenieros y diseñadores. El trabajo del ingeniero consiste en diseñar el sistema mecánico, la disposición de los conductos y especificar qué tamaño y tipo de sistema HVAC debe instalarse en el natatorio. Ya que no solo se realiza el diseño para el área de la piscina, si no que para todas las instalaciones, es un trabajo muy extenso y ocupado. Por lo general los ingenieros no construyen piscinas, por lo que, sabiamente, deberían recurrir a expertos en el tema.

 

La gran falla de comunicación.

Los sistemas de deshumidificación están diseñados para calentar, enfriar y deshumidificar el aire y nada más. No están diseñados para, ni son capaces de, separar el "aire malo" del "aire bueno" segun sea el caso. Además, a diferencia de los operadores de piscinas (que trabajan a diario para mantener el agua en perfecto estado), el personal correspondiente al HVAC generalmente solo da mantenimiento un cada par de meses. No todos los días. No están enfrentándose a la situación dia con dia y no reciben quejas por lo mismo, a menos que la cosa se ponga muy grave. 

 

IAQ blame game
Cuando de manera inevitable se comenzaron a presentar mas y mas problemas con la calidad del aire, el personal responsable de el HVAC (los técnicos de servicio, fabricantes de deshumidificación, ingenieros mecánicos) se lavó las manos y dijo que era culpa de la mala química del agua. Después de todo, su sistema estaba funcionando bien… pero estaba siendo oxidado y destruido por el aire en circulación. Aire que se veía afectado por los quimicos y gases provenientes del agua de la piscina. 

Por supuesto, a los operadores de piscina, después de haberse asegurado que todo estuviera en orden químicamente, esta conclusion no les parecio nada bien. Estaban haciendo lo mejor que podían... así que ignoraron el juicio del personal del HVAC y el juego de la culpa continuó.

Mientras tanto, era solo cuestión de tiempo hasta que la situación crítica dañara notablemente la salud de los nadadores, entrenadores y salvavidas. Y echarse la culpa los unos a los otros, no iba a arreglar la situacion. 

Continuará en: Acerca de la Calidad del Aire en Piscinas Interiores (Parte 2)

 

Suscribirse a notificaciones por email

Artículos Recientes